martes, 31 de diciembre de 2013

Tu Feliz 2013 y Tu Mejor 2014

Hace poco escuchaba en un bar esa canción de Mecano que habla del último día del año… unos minutos más para la cuenta atrás, hacemos el balance de lo bueno y malo, cinco minutos antes de la cuenta atrás… una letra muy significativa para estas fechas. Pero seguramente no haces ningún año una reflexión real de lo bueno y lo malo que has vivido en el año que dejas, y ni siquiera de lo que quieres para el año siguiente. Casi siempre nos quejamos de que no fue un año bueno, que el siguiente es el nuestro, incluso hablamos en general: que tengamos salud, a ver si nos toca la lotería, que encontremos un trabajo… todo eso está muy bien. Pero si te digo la verdad, no te has parado ni un momento a pensarlo. Pero ahora que has llegado a este punto… lo siento, tienes que seguir y vas a reflexionar conmigo. Y no me voy a andar con rodeos. Quiero que pienses unos segundos en esto ¿cuáles han sido tus logros en los últimos 12 meses?

Piensa… piensa… tic… tac... tic...tac…

Estoy segura de que ahora que lo piensas han sido muchos: estabas en el paro pero hiciste algún curso para mejorar o ampliar tu perfil profesional, hiciste un viaje a un sitio al que tenías muchas ganas de ir, hiciste alguna actividad que no pensabas que tú podrías hacer, te esforzaste para acabar esos proyectos de tu empresa, aprendiste algo nuevo, te apuntaste al gimnasio (aunque sólo fueran unos meses), estuviste desmotivada o decaída pero supiste reponerte, dejaste atrás una situación que te hacía sentir mal, superaste rupturas, discursiones o desilusiones, descubriste sitios nuevos, un placer, una actividad nueva... En definitiva ¡UN MONTÓN DE COSAS!

¿Y quién iba a pensar el pasado 31 de diciembre que lograrías tantas cosas? Seguramente también tengas algún pequeño fracaso, pero de lo malo malo, has aprendido algo. Entonces qué? Este año no ha sido tan bueno? ¡Sí ha sido bueno! Y el que viene va a ser mucho mejor. Y lo será sólo por una sencilla razón: tú harás que así sea. Este año has sido tú solita la que te has repuesto de todo, la que ha decidido a dónde quería ir, y con quién, qué querías hacer, y qué no querías hacer, has elegido qué es lo que no te gustaba y le has puesto fin, lo que te gustaba y has disfrutado más… tú solita te has adaptado a las circunstancias de cada momento, y ahora puedes verlo más claro.
 

Mírate ahora ¡Aquí estás después de todas las tormentas! ¡Y lo mejor de todo! ¡Lista para enfrentarte al siguiente océano! ¡Preparada para la aventura! Pero no la aventura de la vida o la aventura del destino… Preparada para la aventura que tú quieras vivir. Y con la fuerza y la consciencia de haber sobrevivido a los altibajos de este último año. Y por eso, te traigo un mantra para este 2014:


Que tienes problemas en el trabajo: YO PUEDO; que esa persona tran agria intenta amargarte el día: YO PUEDO; que se cierra una puerta y ya no sabes a dónde más llamar: YO PUEDO. ¡Eres una superviviente y tienes en ti todas las herramientas para seguir adelante con toda tu fuerza! Así que nada de pensar: a ver qué nos trae el año nuevo.La cuestión es ¿Qué quieres tú para este año nuevo? ¡Coge las riendas del 2014 y llévalo a dónde tú quieras! Un trabajo acorde con tus estudios, el éxito de tu proyecto nuevo, una nueva formación, realizar un gran viaje, descubrir un destino cercano, tener un amor (o varios), apuntarte a algo nuevo, vivir una experiencia diferente, cambiar una actitud, tener algún capricho contigo, adquirir un nuevo hábito, eliminar algo que te quita energía… ¡Pídetelo a ti misma! Pero busca objetivos realistas y no los pierdas de vista. 

¡Revísalos de vez en cuando, ve tachando los cumplidos, añade nuevos, elimina los que ya no quieres!

Pero sobre todo, no te crees obligaciones que te van a pesar en la conciencia hasta que no las hagas, son objetivos para disfrutar con ellos y de ellos, para disfrutar de lograrlos, de haberte propuesto conseguirlos y hacerlo realidad. Estas pequeñas metas son lo que quieres y te gusta hacer, no las pierdas de vista, no las pospongas por las obligaciones que se presentan en la vida. En estas pequeñas cosas está tu verdadero yo. 

Así que despide con alegría el 2013 y da la bienvenida con todo el amor del mundo al 2014. 

¡Éste va a ser, otra vez, tu año!

FELIZ 2014!!

3 comentarios:

  1. Un post lleno de reflexiones, sentimientos y experiencias, Gracias por estar siempre ahi...Nosotras podemos! Feliz 2014 #Esther#

    ResponderEliminar
  2. Chicas muy buen post!! venga a por el 2014 que PODEMOS. Un beso para todas, disfrutar mucho esta noche. FELIZ 2014!!! Noelia

    ResponderEliminar