viernes, 13 de septiembre de 2013

La Buena Suerte. Claves de la prosperidad

Hace algún tiempo leí un libro titulado 'La Buena Suerte', escrito por Álex Rovira y Fernando Trías. Uno de esos libros considerados de 'autoayuda', que alguien siempre te recomienda o te presta y que te pilla en el momento de: vale, lo voy a leer. ¡Y qué mejor que recopilar las principales ideas del libro para empezar con ganas la vuelta a la rutina después de los días de sol y playa!
Yo oigo muchas veces eso de ¡Qué mala suerte tengo! o 'es que no sé quién tiene mucha suerte'... pues amigas: la buena suerte no se tiene, se busca. ¡Y se encuentra! Para empezar, hay que tener confianza, paciencia y creer en lo que eres y en lo que haces. Y crear las circunstancias idóneas para que tenga lugar ese momento de 'buena suerte'. ¿Y cómo se crean esas circunstancias?
En el libro contaba un ejemplo muy claro a través de la historia de dos caballeros en busca del anunciado nacimiento del trébol mágico que dará suerte ilimitada al caballero que lo tenga.
Cada uno hace el viaje por separado. Uno de ellos le pregunta al rey de la tierra, la mujer del lago y la secuoya, dónde crecen los tréboles, pero recibe la misma respuesta: en ese bosque no crecen, porque la tierra no está renovada, y porque necesitan mucha agua, y no hay ríos en el bosque, y luz solar, y los tupidos árboles hacen del bosque un lugar oscuro.
El segundo caballero llega hasta los mismos personajes y ante la negativa respuesta decide preguntar qué es necesario para que crezca un trébol: tierra nueva, bien abonada, mucha agua y luz solar. Y decide crear ese entorno. Y al quinto día consiguió que naciera un trébol. ¡Eso es crear circunstancias para la Buena Suerte!

Claves para tener Buena Suerte: 
1.- La suerte no dura demasiado tiempo, porque no depende de ti (Como que te toque la lotería). La Buena Suerte la crea uno mismo, por eso dura siempre.
2.- Muchos son los que quieren tener Buena Suerte, pero pocos los que deciden ir a por ella.
3.- Si ahora no tienes Buena Suerte tal vez sea porque las circunstancias son las de siempre. Para que la Buena Suerte llegue, es conveniente crear nuevas circunstancias.
4.- Preparar circunstancias para la Buena Suerte no significa buscar sólo el propio beneficio. Crear circunstancias para que otros también ganen atrae a la Buena Suerte.
5.- Si dejas para mañana la preparación de las circunstancias, la Buena Suerte quizá nunca llegue. Crear circunstancias requiere dar un primer paso... ¡Dalo hoy!
6.- Aún bajo las circunstancias aparentemente necesarias, a veces la Buena Suerte no llega. Busca en los pequeños detalles circunstancias aparentemente innecesarias, pero imprescindibles.
7.- A los que sólo creen en el azar, crear circunstancias les resulta absurdo. A los que se dedican a crear circunstancias, el azar no les preocupa.
8.- Nadie puede vender suerte. La Buena Suerte no se vende. Desconfía de los vendedores de suerte.
9.- Cuando ya hayas creado todas las circunstancias, ten paciencia, no abandones. Para que la Buena Suerte llegue, confía.
10.- Crear Buena Suerte es preparar las circunstancias a la oportunidad. Pero la oportunidad no es cuestión de suerte o azar. ¡Siempre está ahí!
Crear Buena Suerte sólo consiste en crear circunstancias.

Diseño: Marta Marcos Pérez

No hay comentarios:

Publicar un comentario